"Lo que del corazón sale, al corazón llega"


DIOS ES MAS FUERTE

lunes, 25 de julio de 2011

"Yo Soy Amor"


Para esta meditación que hoy comparto es necesario poder ubicarse en un lugar que nos permita girar nuestro cuerpo 360º grados al practicarla.

Por lo tanto el primer paso es elegir el lugar, en lo posible comenzando en una posición que apunte al norte.

Una vez elegido el lugar hay que prepararlo, para esto sugiero colocar algo en el piso para que el contacto sea suave, puede ser una manta o lo que deseen, si lo prefieren pueden hacerlo con sus pies descalzos, lo importante es sentirse a gusto. Lo ideal sería poder practicarla sobre la tierra o el césped, de todos modos se puede practicar en cualquier lado.

Si lo desean pueden colocar sirios, velas de los colores que tengan o que consigan para esta práctica, seguramente utilizaran los colores con los que su energía necesite trabajar. Si gustan pueden encender algún sahumerio, yo recomiendo sándalo, para la alta espiritualidad.

Antes de pasar a la descripción de la técnica les cuento que acabo de practicarla utilizando cuarzos, en mi caso use una punta de cuarzo ahumado, una drusa de amatistas y una obsidiana. Las tres son muy poderosas y son las que utilizo habitualmente en mis meditaciones, he preparado también mi agua energizada con cristales, cada semana en una botella reposa agua con diferentes cuarzos, tengo cuarzo rosa, amatista, citrino, lapislázuli, aguamarina, etc.


Por último busca una imagen de “La Flor de la vida”, podes googlearla si no la tenes, o mentalizarla si la recordas. Si necesitas imprimirla hacerlo y dejala a mano.


(FLOR DE LA VIDA)

Una vez preparado todo, tomamos ubicación en el lugar para comenzar.
Empezamos respirando lento pausado y profundo, inhalando y exhalando el aire por la nariz.

Cerramos los ojos y nos conectamos con nosotros mismos, siempre respirando, siempre en paz.

Vamos concentrando nuestra atención lentamente en todo nuestro cuerpo. Una vez que tomamos conciencia de nuestra presencia en este espacio, descendemos nuestra atención lentamente hacia los pies y observamos nuestra unión con la tierra, desde esa unión dejamos que toda la energía negativa se libere, dejamos que la tierra la absorba, ella la reciclara en verdes campos, en grandes bosques.

Volvemos a observar la respiración, nuevamente verificamos continuar respirando lento pausado y profundo, en este momento si lo desean pueden tomar algún cuarzo y fijar la atención en la llama de alguna vela, o el humo del sahumerio para potenciar la limpieza, mentalizando que esa energía potencia la limpieza conduciendo toda energía mal calificada a los pies, para que ella sea absorbida por la madre tierra. Háganlo con fe, alcanzaran lo que desean.
Cuando sientan que es el momento, tomen aire suavemente y a viva voz digan:

“Yo Soy”
“Yo Soy”
“Yo Soy”

Concentren su atención ahora en el centro del corazón, y desde ese centro nuevamente vamos a decir a viva voz:

“Yo Soy”
“Yo Soy”
“Yo Soy”

En este punto nuestra mente está totalmente en blanco, y desde esta paz que sentimos decimos 3 veces:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Concentrando la atención en nuestro corazón vemos como comienza a crecer la llama divina que habita en nosotros, es un fuego que se extiende por el pecho y se expande por todo el cuerpo, verán que en ese fuego hay mucha presencia de color rosa, el color del amor, ese rosa se expande por nuestro cuerpo, por todo el cuerpo, esa energía poderosa de amor que ahora somos se expande por todo el ambiente, irradia todo el ambiente con amor, ese amor llega a nuestros pies a nuestra unión con la tierra y llenamos de amor la tierra para que esas semillas que plantamos cuando nos purificamos en ella sean abonadas por el amor que ahora somos, transformando toda negatividad en amor.

Ahora estamos irradiando amor en todas las direcciones, es el momento para que nuevamente a viva voz digamos:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Nos quedamos en silencio, sintiendo el estado que hemos alcanzado y a nuestro tiempo conectamos la atención con los sonidos que nos rodean, escuchamos la sinfonía del universo para nosotros.

Disfrutémosla, somos su único destinatario, vamos, con fe, lentamente pacíficamente conectamos con todos los sonidos, todos los sentidos están concentrados en lo que sentimos, lo que escuchamos, lo que olemos, lo que vibramos.

Nos quedamos así un tiempo, el que creamos necesario, cuando creamos que es el momento vamos a girar 90º grados hacia la derecha y nos concentramos nuevamente en la respiración, volvemos a respirar lento pausado y profundo, estamos ahora ubicados sobre nuestro lado masculino, vamos a prestar atención a lo que sentimos sobre este lado, sin juzgar, solo como espectadores de lo que el universo quiere decirnos, quiere expresarnos, quiere mostrarnos, pueden aparecer imágenes, no las juzguen, si hay ruidos molestos o por demás agradables tampoco penetren en ellos, solo sean espectadores de lo que sucede y a toda esta obra que el universo nos presenta le decimos a vivía voz:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Nos quedamos en paz, respiramos profundo, hacemos una reverencia hacia adelante para bendecir a nuestra parte masculina y disfrutamos ese espacio de amor que hemos anclado en nuestro propio ser.

A nuestro tiempo volvemos a girar nuevamente 90º grados y nos conectamos con nuestro pasado, fijamos la atención en lo que sentimos, en lo que escuchamos, en lo que olemos. Nuevamente tomamos conciencia de nuestra respiración, debe ser lenta, pausada, profunda. Y nos disponemos a sentir lo que el universo nos presenta, sin juzgar, sin permitir que ningún pensamiento nos altere, sea lo que sea lo que llegue desde el centro de nuestro corazón decretamos sobre lo que escuchamos, lo que olemos, lo que sentimos:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Y nos quedamos en paz, sintiendo la paz que este momento nos presenta el universo, como si todo nuestro pasado hubiera sido solo de paz, aquí no hay preocupaciones ni problemas, estamos aquí y ahora, si algún pensamiento intenta desestabilizarnos simplemente le decimos:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

A nuestro tiempo, con mucha paz giramos 90º grados y quedamos sobre nuestro lado izquierdo, nuestro lado femenino, nuevamente conectamos con los sonidos, con las sensaciones, volvé a poner amor en cada sonido, en cada aroma, en cada sensación, diciéndole a vivía voz:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Conecta con tus pies, con tu unión con la madre tierra y absorbe el amor de la pacha mama, visualizate en el vientre materno, sentite en paz, cuidado por el amor de madre y cuida a ese bebe que ahora sos, como si vos fueras tu propia madre, cuídalo abrígalo, amalo como te amaron o como deseas que te hubieran amado, abraza con todo tu amor a ese bebe en el vientre que sos y decile a viva voz:

“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”
“Yo Soy Amor”

Visualiza su cuerpito rosa, lleno de amor, y observa como tu propio cuerpo ahora es amor, es rosa, un rosa hermoso, un rosa divino.

A tu tiempo completa el ciclo girando 90º grados.

Has vuelto a tu centro, ahora estas co-creando tu futuro, desde la paz, desde el amor proyecta la imagen que deseas para tu vida, observa que esa imagen te permita sentir amor, que sea una imagen que te de felicidad, de paz. Llenanla de amor, envolvela en un circulo de amor, un circulo rosa y hace tu pedido “Amado Padre, yo deseo…………………, en armonía para todo el mundo, bajo la gracia y de manera perfecta, gracias padre por lo que ya es.”
Entregale esa imagen al universo, deja que el universo reciba tu pedido.

El universo te devuelve una imagen, es la imagen de la flor de la vida que se funde con el rosa del amor que ahora sos, visualízate como la flor de la vida, si lo necesitas abrí los ojos y mirala, ahora sos eso, sos la flor de la vida, como soy yo, sentite vos también una flor de la vida y ofrecete al prójimo, ofrecete a Dios, como al flor que sos.

Hace que esa flor de la vida que sos se grabe en tu ADN, en tus genes. Archiva esta técnica en algún lugar de tu mente, de tu corazón, de tu alma y cuando sientas que la necesitas búscala, siempre te estará esperando para llevarte a ser quien sos, una flor de la vida, archivala por su nombre, para que puedas buscarla por su nombre, su nombre es:

“Yo Soy Amor”

Gracias por estar.

Mi amor de Dios hacia vos.

Soy Reiki

Yo Soy

Soy Alejandro Flores
Yo Soy Amor

23 de Julio de 2011





"Lo que te envío acá no son palabras, es vibración, si centras tu atención en ella la sentirás, te envío luz, luz y amor."

“La vida es un regalo, el envoltorio la mente. Sólo hay que abrirla para disfrutar el presente.”

Solo por hoy no te enojes.
Solo por hoy no te preocupes.
Solo por hoy se agradecido y humilde.
Solo por hoy se honesto.
Solo por hoy se bondadoso con los demás.

"Si lo que hago además de a mi le sirve a alguien, mi misión está en marcha."
 "Si Logras Unir Tu Mente A Tu Corazón Serás Una Buena Persona, Si Logras Unir Tu Corazón A Tu Mente Serás Un Iluminado."
  
"Quien teniendo la posibilidad de recibirlo, no se abre para acepta el amor que habita en vos, se está perdiendo lo más maravilloso de la vida."
  
Soy Reiki

Yo Soy

 Si Dios fue capaz de crear una semilla que puede convertirse en árbol y dar frutos,
 ¿te imaginas todo lo que podes hacer vos?
  Dios obra a través tuyo.

Ale Flores
Publicar un comentario
"Lo que del alma sale, al alma llega"
Ale Flores

Soy Reiki

"El amor es la religión de la nueva era."

Mi canal de Youtube - Acá podes escuchar mis textos leídos en Pop Radio (FM 101.5)

"Compartir lo que nos hace bien, nos hace bien de nuevo."

Ale Flores

Aqui podes leer y descargar mis libros: