"Lo que del corazón sale, al corazón llega"


DIOS ES MAS FUERTE

viernes, 18 de noviembre de 2022

Otro paso más en este camino


Recién me despierto y tengo mucho que hacer. Sé que es probable que este día no llegue a hacer todo, que me quedarán cosas pendientes, pero ¡que bueno es despertarse y tener cosas por hacer!, durante un tiempo me despertaba y no tenía que hacer nada, no tenía trabajo por realizar y solo quería quedarme dormido para dejar pasar el tiempo y con el los días, sentí la depresión de quien no tiene que hacer nada y no sabe que hacer con su tiempo, ahora entiendo que eso me sirvió para valorar el agobio que por momentos atravieso cuando las tareas se me acumulan, sé que ese agobio se termina cuando doy por cerrada mi jornada laboral y acepto relajarme apagando la computadora, tomando una cerveza, acariciando a mis perras, regando, o cuando simplemente en mi mente me digo, “hasta acá, por hoy terminé”.

Las carencias me han enseñado a disfrutar la abundancia, he vivido muchas cosas maravillosas sin estar presente plenamente en esos momentos, ahora disfruto más, mucho más.

Cuando no tenía trabajo empecé a compostar la tierra de mi jardín como hacía mi abuela, después en ella armé una huerta de la que pude extraer alimentos para mí y mi familia, eso me dió una tarea y también la satisfacción de comer un alimento cultivado con mis propias manos. Me hizo sentir útil, me sirvió para querer más la tierra.

Siempre hay algo que podemos hacer cuando no tenemos nada que hacer, el primer paso depende de nosotros.

Cuando perdemos la esperanza, cuando perdemos la fe, la perdemos en el afuera, siempre queda un poco de fe en nuestros corazones, yo me aferré a ella, mi familia y la gente que me quiere me apoyó, y esa pequeña fuerza interior fue la chispa que encendió este cambio.

Ahora podría quedarme durmiendo un rato más, pero decido levantarme y comenzar este día llevando adelante las tareas que debo realizar, sabiendo que en algunas horas las daré por terminadas, cerraré esta jornada y me relajaré feliz por todo lo que pude hacer, por otro paso más en este camino.


Ale Flores
18 de noviembre de 2022
La Merecida
En mi cama










viernes, 4 de noviembre de 2022

Más allá de la vida


5 años negrita, 5 años de sentir tu presencia en mi corazón, pero ya no tenerla en mi mirada, 5 años de sentirte descansando en tu jardín, en el jardín que te prometí, y con la ayuda de Dios, pude darte. Te lo dí para que juegues, para que corras, para que seas libre, y para que sea también el lugar de descanso, de tu descanso. Y acá esta tu cuerpo durmiendo en la eternidad, a centímetros del mío que describe la ausencia de tu presencia, pero cuenta también la unión eterna de las almas que se amaron desde el momento en el que las miradas se encontraron, desde el instante que supimos que éramos inseparables, más allá del cuerpo, más allá del tiempo. Más allá de la vida.

Mientras escribo por arriba nuestro pasa una ardilla, un colibrí descansa en una rama, y el Ángel de las emociones derrama bendiciones al lado de tu altar, porqué vos también derramaste bendiciones, porqué tu recuerdo es presente siempre, y tu energía es mi energía en la eternidad.


Ale Flores
4 de noviembre de 2022
La Merecida
Estanque
Con Felicia (siempre)










miércoles, 2 de noviembre de 2022

Gracias de parte de Kika y mia


Ora, pero no dejes de remar.

Le di Reiki a Kika, le di amor, le dimos cuidados, medicamentos, le encomendé su sanación a los guías, a Dios, a su veterinaria Lorena que la conoce desde su concepción, y los resultados se están viendo, Kika se para, camina, para su estado de hace unos días es un montón, escribo esto para agradecerles a todos los que le mandaron energía en la forma que sea, porqué se que cada granito de arena constituye esta playa en la que hoy descansamos todos al verla bien.

Gracias de mi parte y de Kika.



Ale Flore
29 de octubre de 2022.
La Merecida
Jardín







Parte de la vida


Se me puso vieja la vieja, la rubia, Kika, la inquieta esta tirada, le cuesta levantarse, camina poco, y se queda.


Hoy no quería comer, raro en ella que siempre comió sin parar.


Se puso vieja, los años le pesan sobre su cadera, su mirada transmite miedo, irradia despedida. Nos va avisando que en cualquier momento la muerte la puede pasar a buscar, o que quizás seamos nosotros los que mediante un acto de amor tengamos que decidir el momento en que su cuerpo deje de sufrir, su alma nos custodie por siempre y su ausencia sean vivos recuerdos en muestras mentes.


Se me puso vieja la vieja, una de las hijas de Felicia, la hermana de Conny que me acompaña a cada paso, incluso en este que nadie quiere dar, pero también, es parte de la vida.




Ale Flores
26 de octubre de 2022
La Merecida
Galeria Con Kika y Conny











lunes, 17 de octubre de 2022

Feliz día de la madre



Me encanta que seas madre, que seas tierna, que seas justa, que seas recta.


Me encantan tus curvas, las imperfecciones que te hacen perfecta. Me encanta tu ternura y tu paciencia, tu bondad, tu certeza.


Me encanta que seas mujer, elegante y hembra, que seas suave, adoro tu fortaleza.


Me encanta observarte y contemplar tu grandeza. Me encanta sentir el amor que irradia tu presencia.


Me encanta saber que mujeres como vos hacen más bella la tierra.


Feliz día de la madre.


Ale Flores
16 de octubre de 2022
La Merecida









El cielo en el que descansan los maestros de la luz



Hacía tiempo que no llovía en Buenos Aires, más de un mes, creo, tampoco estaba anunciado para hoy, pero me desperté con el sonido de las gotas golpeando el techo de chapa de mi casa, ese sonido que me contabas de chico que oías en la tuya cuando vivías en Banfield, y que yo, criado en un departamento solo podía imaginar.


Desde que desperté tuve en mi mente tu presencia en esta fecha, te tengo presente siempre, pero claro, hay fechas que son especiales y esta una de ellas. Pensé escribirte y lo primero que pensaba era repasar las últimas horas que compartimos, pero inmediatamente descarté esa idea para darle espacio a escribir sobre cómo vivimos estas, las horas actuales en las que tu presencia en mi vida es cotidiana, más que las presencias de muchas personas que están presentes. Siento que estamos en contacto, que no te puedo llamar por teléfono para contarte algo que me salió bien o una pena que entristece mi mirada, pero sé que antes que ambas cosas sucedan vos ya estás ahí, preparando el terreno para que amortigüe mi golpe, o moviendo las piezas del tablero para que mi jugada sea como de ajedrez, entonces te pienso y te veo sonreír, guiñarme un ojo y se que no lo hice solo, que estás vos, Alonso, Severo, Gaby y las Angélicas que me cuidan, me guían y me sanan.


Hoy llueve viejo, tal vez sea el llanto retenido de tu ausencia fisica que cada tanto aprieta el pecho ese pecho que extraña sentir el tuyo en un abrazo fuerte de esos que nos dábamos, pero que también siente en su corazón tu presencia eterna.


Dales un beso a mamá y a cada uno de los que hoy te extrañamos desde la vida física, a los nietos que no te conocieron pero que preguntan por vos y te adoran, y abrázala fuerte a July que sabe que la cuidad, que le soplas al oído las respuestas de los exámenes de la facultad cuando se le nubla la mente y desde su silencio le pide al abuelo Mono que la ilumine desde el cielo en el que descansan los maestros de la luz.


Te amo viejo, gracias por haber sido mi padre, por toda tu influencia y tu compañía en la tierra y en el cielo.




Ale
15 de octubre de 2022.
A 12 años de la partida física de mi viejo.
Con Conny, Kika y Rocky.
Encendiendo el fuego de la parrilla que tantas veces nos unió en memorables asados.







miércoles, 24 de agosto de 2022

Un empleo formal en relación de dependencia


Cuando era chico me regalaron una bicicleta, tenía rueditas a los costados de la rueda trasera los que permitían que no me cayera, y la convertían en una suerte de triciclo como el que venía manejando hábilmente hasta el día anterior.

Feliz fui descubriendo el andar en esa nueva forma de movilidad, pero no quería que les sacaran las rueditas porque ellas representaban cierta seguridad.

Sin embargo llegó el día que se las sacaron, ellas ya no tocaban el piso y representaban una incomodidad en el momento de realizar ciertas maniobras.

En el 2020 la vida me sacó las rueditas que tenía en mi trabajo terrenal, no me avisó que lo haría, simplemente las sacó. Sentí vértigo, trastabillé varias veces y estuve al borde de caerme, sin embargo afloraron de mi ciertas habilidades que había ido adquiriendo, conocimientos, rutas, caminos y senderos que me fueron llevando a darme cuenta que podía seguir andando sin rueditas, aunque también la vida me mostró que llevo en mi mochila un par de rueditas para cuando siento que me hacen falta, son mi vieja, mi familia, mi amiga Cata, Rubén, mis hermanos, mis perras, mi viejo, Angelica, Pirucha, Silvina, mi tía Lidia, y muchas personas que desde dónde y cómo pudieron me extendieron sus manos, y lo siguen haciendo. También recordé que tengo a Dios, a Los Ángeles y los Arcángeles que jamás me soltaron la mano, y son los que me sacaron las rueditas en el momento apropiado ya que de otro modo no me hubiese animado a sacarlas yo y probar como es transitar el camino laboral en la tierra sin las rueditas que ofrece un empleo formal en relación de dependencia.


Ale Flores
20 de agosto de 2022
Bajo el sol
Encendiendo la parrilla









"Lo que del alma sale, al alma llega"
Ale Flores

Soy Reiki

"El amor es la religión de la nueva era."

Mi canal de Youtube - Acá podes escuchar mis textos leídos en Pop Radio (FM 101.5)

"Compartir lo que nos hace bien, nos hace bien de nuevo."

Ale Flores

Aqui podes leer y descargar mis libros: